Utilizan ondas de sonido y ultrasonido para inhabilitar Discos duros


Investigadores descubrieron que por medio de ultrasonido o de ondas de sonido  ( no audible por el oído humano) puede llegar a dañar discos duros. El ataque puede ser tanto por un sonido reproducido por el mismo PC, por un sonido desde otro dispositivo o haciendo explotar el parlante cerca del equipo objetivo.

Este estudio es muy similar al que se realizó el año pasado donde se demostro que se podia causar una denegación de servicio en Discos Duros mediante ondas de sonido.

Los discos duros, (HDD) son sensibles a movimientos durante su funcionamiento, por tal razón una onda de sonido con una frecuencia especifica, podría resonar en el dispositivo logrando dañar el mismo mediante las vibraciones de una onda de sonido.

Para poder prevenir los daños acusticos en los equipos, estos traen un sistema de Anti-shock, los cuales mejoran el posicionamiento del cabezal del disco mientras se realizan tareas de lectura y escritura.

Sin embargo, de acuerdo con un nuevo trabajo de investigación publicado por un equipo de investigadores de la Universidad de Michigan y la Universidad de Zhejiang, los sonidos sónicos y ultrasónicos causan falsos positivos en el sensor de choque, lo que provoca un impulso de detener innecesariamente el cabezal del disco.

Para poder explotar esta vulnerabilidad, los investigadores demostraron como podria ejecutarse el ataque en el mundo real, contra discos duros encontrados en los circuitos cerrados de Televisión (CCTV) y en equipos de escritorio.

"Un atacante puede usar las vulnerabilidades de la unidad de disco duro para lanzar consecuencias a nivel del sistema como bloquear Windows en una computadora portátil usando el altavoz integrado y evitar que los sistemas de vigilancia graben videos", dice el documento de investigación.

 Durante el experimento, los investigadores probaron estas interferencias acústicas y ultrasónicas, contra varios discos duros de Seagate, Toshiba y Western Digital, y detectaron que las ondas de sonido demoraban entre 5 a 8 segundos en causar fallas sobre los dispositivos. Cuando hicieron las pruebas en un CCTV que tenia un disco Western Digital, este dejo de grabar desde que iniciaron las interferencias y hasta que se reiniciara el dispositivo.



Los investigadores también pudieron interrumpir discos duros en computadoras de escritorio y portátiles con sistema operativo Windows y Linux. Tardaron solo 45 segundos en causar que una computadora portátil Dell XPS 15 9550 se congelara y 125 segundos en colgar cuando la computadora portátil fue engañada para reproducir audio malicioso a través de su altavoz incorporado.

Acá esta el paper del estudio: https://spqr.eecs.umich.edu/papers/bolton-blue-note-IEEESSP-2018.pdf